Quien soy

Me llamo José Ramón  Ganuza Sancho.

Nací en Estella el uno de Agosto de 1953 en una familia dedicada al mundo de la Hostelería. Estudié en el Colegio del Puy y después cursé Ciencias de la Información en la Universidad de Navarra. Durante esos años me dediqué a la militancia política. Pertenecí al Partido Socialista desde 1975 al 79.  Ese año llegué a la conclusión de que  la pertenencia a un partido político y el  ejercicio de mi profesión periodística eran incompatibles así que abandoné la política para dedicarme al periodismo en diversos medios.

El periodo más dilatado de mi experiencia profesional lo realicé trabajando en Radio Nacional de España. Mi andadura en la radio terminó en 2007, año en el que se aprobó un Expediente de Regulación de Empleo. Ello propició que retomara la actividad hostelera de mis padres y volviera a  trabajar en el negocio familiar.

Actualmente estoy jubilado y me dedico a las tareas propias de mi condición: familia, amo de casa, reuniones de amigos, lectura, escritura y un poco de ejercicio físico.

Como no podía ser menos he cambiado de forma de pensar a lo largo de los años. Leer ayuda mucho. Desde mi vieja militancia en la izquierda he evolucionado a posiciones más liberales.

Considero que la vieja socialdemocracia tuvo su momento cuando la economía europea crecía con unos niveles de productividad que permitían reinvertir beneficios incrementar empleo y sostener el denominado Estado de Bienestar.

Hoy la globalización ha puesto en crisis ese escenario y el mantenimiento de esas condiciones económicas y sociales se  hace con el único recurso del incremento de la deuda y eso tiene un límite.

Creo, por otra parte, que el liberalismo entendido como la libertad absoluta de las fuerzas del mercado no resuelve los problemas de quienes se van quedando atrás en la carrera del progreso. Por este motivo considero necesario profundizar en el debate dialectico entre esas dos grandes fuerzas ideológicas que han conformado la Europa que yo he conocido: el liberalismo y la socialdemocracia. Si fracasamos en este intento corremos en riesgo de que se abran de nuevo las puertas de  los populismos y los totalitarismos.

Este es uno de los propósitos de este blog. Ser un Foro de opinión en este ámbito del centro político e ideológico, alejado de los extremismos que nuevamente asoman en las cuatro esquinas del Viejo Continente.